Tarta de Galletas Napolitanas

  • Tarta de Galletas

    Tarta de Galletas

  • Tarta de Galletas Thermomix

    Tarta de Galletas
    Thermomix

  • Tarta de Galletas de la Abuela

    Tarta de Galletas
    de la Abuela

  • Tarta de Galletas y Nata

    Tarta de Galletas y Nata

  • Tarta de Galletas y Café

    Tarta de Galletas y Café


  • "Tarta de Galletas Napolitanas"

    Receta de Tarta de Galletas Napolitanas





    Esta tarta de galletas napolitanas te va a sorprender por su sabor tan rico, ya que a pesar de prepararse de forma similar a otras tartas, las galletas napolitanas le dan un sabor muy original y característico.

    Ingredientes:

    - Galletas napolitanas, una caja
    - Azúcar, 4 cucharadas
    - Nata para montar, un litro
    - Leche, un vaso
    - Brandy o coñac, un poco
    - Chocolate para postres, una tableta


    Preparación:

    Para preparar esta receta vamos a emplear un molde rectangular, para aprovechar la forma de las galletas napolitanas y que sea más fácil formar las capas con las mismas. En caso que no tuvierais, podéis emplear uno redondo por ejemplo, pero tendréis que rellenar los huecos que queden entre las galletas con trozos de las mismas.

    Para empezar a hacer la receta, vamos a montar la nata, junto al azúcar indicado en los ingredientes. La nata debe estar bien fría para que se monte bien y nos quede con la textura que queremos. Hazlo con paciencia hasta que quede bien montada. Cuando la tengas, métela en la nevera mientras no la necesitamos.

    Por otro lado vamos a fundir el chocolate para postres, o bien al baño maría o bien en el microondas, como prefieras, intentando hacerlo lentamente para que no se funda demasiado y se queme. Cuando lo hayamos fundido bien, lo dejamos enfriar.

    En un recipiente aparte vamos a echar un vaso de leche más o menos y un chorrito de Brandy o coñac, y mezclamos bien. Ahí vamos a ir mojando un poco las galletas, y las vamos colocando sobre la base del molde, formando una primera capa. No es necesario mojar demasiado las galletas, sólo lo justo para que tomen sabor y se humedezcan.


    Cuando tengamos la capa de galletas formada, cubriendo los posibles huecos que pudieran quedar con trozos de galletas, si no es posible usarlas enteras, vamos a echar una segunda capa formada con la nata montada. Después iremos repitiendo el proceso, combinando una capa de galletas humedecidas con otra de nata montada, así hasta finalizar con una última capa que sea de galletas.

    Sobre la última capa de galletas que nos queda en el molde, vertemos el chocolate fundido, formando una capa gruesa que la cubra por completo. Metemos el molde en la nevera, para que se cuaje, hasta que la vayas a servir, pero mejor que esté en frío hasta el día siguiente, lo que hará que quede con la consistencia adecuada y con los sabores bien integrados.