Tarta de Galletas y Oreo

  • Tarta de Galletas

    Tarta de Galletas

  • Tarta de Galletas Thermomix

    Tarta de Galletas
    Thermomix

  • Tarta de Galletas de la Abuela

    Tarta de Galletas
    de la Abuela

  • Tarta de Galletas y Nata

    Tarta de Galletas y Nata

  • Tarta de Galletas y Café

    Tarta de Galletas y Café


  • "Tarta de Galletas y Oreo"

    Receta de Tarta de Galletas y Oreo





    Esta tarta de galletas y Oreo es una tarta realmente exquisita, ya que la combinación de sabores de las galletas da como resultado un sabor muy rico. Si te animas a prepararla aquí tienes detallado el proceso.

    Ingredientes:

    - Galletas, un par de paquetes
    - Galletas oreo, una caja
    - Chocolate para postres, una tableta
    - Nata montada, un bote
    - Natillas, un sobre
    - Leche entera, para el sobre de natillas
    - Leche entera, un par de vasos para mojar las galletas
    - Azúcar, una par de cucharadas


    Preparación:

    Es interesante emplear un molde de tipo desmoldable, ya que así será más sencillo servirla sin que se nos rompa. Intenta que sea un molde alto para hacer bien las capas de la misma. Otra cosa a tener en cuenta es la forma del molde, ya que según usemos uno redondo o rectangular, es mejor emplear galletas de una forma u otra, para que así sea más fácil hacer las capas de galletas. Nosotros empleamos un molde redondo, por lo tanto usamos galletas de tipo maría, redondas.

    Una vez elegido el molde, vamos a hacer primero las natillas, para lo que empleamos un sobre de preparado para natillas, aunque si lo prefieres puedes hacer natillas caseras, pero estos sobres preparados dan buen resultado y se preparan en poco tiempo, y los puedes adquirir en cualquier supermercado. Cuando tengas las natillas preparadas, déjalas enfriar en la nevera.

    Por otro lado vamos a triturar bien las galletas oreo, hasta que queden totalmente machacadas. Puedes usar para ello una picadora, con la que se consigue un resultado muy bueno y sin esfuerzo. Cuando las tengas listas, mézclalas con la nata montada, mezclando bien para que quede una masa homogénea.

    Colocaremos el chocolate para postres en un recipiente apto para microondas y lo vamos a derretir en el mismo, pero con cuidado de no pasarnos, queremos que se derrita lo justo como para poder cubrir la tarta, pero sin que se derrita demasiado.



    Y en un recipiente echamos un par de vasos de leche más o menos, dos cucharadas de azúcar y removemos bien. En esta mezcla vamos a mojar las galletas, pero solo un poco, para que se humedezcan pero sin llegar a empaparse y romperse. Vamos a cubrir la base del molde con una primera capa de galletas mojadas. Los huecos que queden entre galletas, los rellenamos con trozos de las mismas.

    Sobre la capa de galletas vamos a echar una capa de natillas, del mismo grosor que la de las galletas más o menos. Sobre la capa de natillas volvemos a repetir el proceso anterior y colocamos otra capa de galletas, y luego otra de natillas. Repetimos hasta acabar con una capa de galletas mojadas al final, sobre la que echaremos el chocolate fundido. Metemos en la nevera hasta el día siguiente y a la hora de servir desmoldamos con cuidado.